RESUMEN PONENCIA PRIMERA CUMBRE MUNDIAL DE SALUD Y MEDICINA INTEGRAL (MEXICO – 2006)

APORTES EN PSICOTERAPIA CUERPO – MENTE – ESPIRITU

I.- PRESENTACION

Esta Ponencia contempla la presentación de mi experiencia de más de 20 años como psicoterapeuta o psicóloga clínica, atendiendo clientes niños, adolescentes y adultos. Realizo un reconocimiento del proceso de sanación individual, como un aporte al mejoramiento de la humanidad toda, y a la armonía energética - ecológica - social del planeta. Expongo mis hallazgos en psicoterapia integral de adultos, usando una combinación dinámica e intuitiva de técnicas psicológicas, terapias energéticas, hipnosis y regresión a vidas pasadas.

II.- OBJETIVO DEL ESTUDIO

Dar a conocer un sistema psicoterapéutico, aplicable en personas adolescentes, adultas y de tercera edad, de ambos sexos, rápido y eficiente, que contribuye a una recuperación de la salud de manera integral, que implica un moderado costo en tiempo y dinero para el cliente, que evita la creación de dependencia emocional del terapeuta, al activar procesos de autosanación, y otorgar a la persona un manejo de información y técnicas, para el mantenimiento de su salud tanto física como psicológica, con permanencia en el tiempo.

Mi enfoque apunta a la consideración del ser humano como una entidad integrada de tipo físico, psíquico y espiritual, y por lo tanto el trabajo terapéutico va enfocado más que a la supresión de síntomas, a una reeducación de la persona, un mejoramiento de su calidad de vida, y al reconocimiento de que es un ser espiritual, viviendo una experiencia terrena.

III.- METODOS

Expongo mi planteamiento personal en relación a la responsabilidad del terapeuta y el trabajo personal que debe hacer, para poder realizar en buena forma esta noble y delicada misión. Enfatizo cuales son los aspectos de salud física, psicológica, y crecimiento espiritual, que debe tener un terapeuta además de aspectos éticos y morales básicos. El vínculo terapéutico requiere el establecimiento de una relación humana, con características de horizontalidad, aprendizaje mutuo, honestidad, confianza y calidez.

La reeducación personal del cliente contiene sugerencias en relación a alimentación, bebida, sueño, ejercicio físico, descanso y recreación.

Al inicio de la terapia otorgo especial importancia a los siguientes factores : La creación de un clima de apoyo y confianza, permitir que el cliente explicite sus expectativas acerca de la terapia y el terapeuta relate el sistema que utiliza.

La desprogramación de la categoría de diagnóstico médico o psiquiátrico, que la persona trae, con el objeto de que se desidentifique y libere.

Entrega de información clara y precisa a la pareja y/o familiares más cercanos, acerca de las características del proceso que vive el cliente, el sistema terapéutico a emplear, y consejería en cuanto a como darle un apoyo más eficiente, a través de cambios de actitud, alentando el empleo de nuevas formas de comunicación y conexión emocional - afectiva.

La terapia se realiza en forma integrada y secuenciada, se enseñan ejercicios de respiración, se hace inducción de estado alfa, contacto con el cuerpo, limpieza y vitalización del campo aúrico y los respectivos chakras, posteriormente aplico diversas técnicas psicológicas tales como terapia racional-emotiva, PNL, gestalt, terapia somática, uso de reiki a nivel de imposición de manos y símbolos.

A la mayoría de los clientes se les otorga apoyo medicamentoso natural, en base a Esencias de Bach, remedios homeopáticos y fitoterapia, en forma original o reemplazando de manera forma lenta y progresiva la ingesta de psicofármacos, generalmente prescritos por psiquiatras.

Se realiza derivación a un médico homeópata, cuando existen enfermedades de tipo psicosomático y o crónico, como una coayuda en el alivio de malestares físicos. Se ha visto que la combinación de esta psicoterapia con EMF Balancing, terapia chamánica, acupuntura, shiatzu, masajes y otros, realizada en forma paralela con otros terapeutas, acelera en forma impresionante la sanación del cliente.

A un nivel más profundo en esta psicoterapia, se usan ejercicios de asociación interhemisférica, visualizaciones, hipnosis o inducción de trance, para limpiar experiencias de trauma en el parto, la infancia o en edades siguientes, pudiendo llegar a la regresión de vidas pasadas, como una forma de sanar experiencias de profundo dolor emocional y/o afectivo que determinan bloqueos, enfermedades físicas y psicológicas en el presente, que impiden la evolución espiritual de esa alma y el correcto cumplimiento de su misión personal.

En algunos pacientes que así lo desean, la regresión a vidas pasadas otorga la posibilidad de sanar desajustes psicológicos resistentes a tratamiento tradicional, fobias de todo tipo, depresiones mal llamadas endógenas, crisis de pánico, dificultad para encontrar o mantener una relación de pareja, relaciones de pareja conflictivas y adictivas, conflictos familiares permanentes en especial con los padres y/o hijos, miedo a la enfermedad o a la muerte prematura.

Se incentiva la reconexión con vivencias o creencias de tipo ecológico y espiritual, que otorgan a la persona un apoyo adicional en su reconocimiento como un ser de tipo planetario, cósmico y divino, en permanente proceso de cambio y evolución.

En muchos pacientes de diferentes edades, la terapia concluye con la desprogramación de miedos en torno a la muerte, reconociéndola como un paso dimensional a una nueva vida y encuentro con la divinidad.

IV.- RESULTADOS

Realizo un análisis no estadístico, de resultados obtenidos con esta terapia, además de entregar conclusiones y sugerencias para clientes y terapeutas. La aplicación en forma integrada de diferentes técnicas y sistemas terapéuticos tanto en forma paralela, como secuenciada en el tiempo, ayuda a una sanación más rápida y eficiente, de la mayoría de los clientes

V.- DISCUSION Y CONCLUSIONES

El planteamiento central de esta ponencia, propone reemplazar el modelo médico de patología y enfermedad, con categorías diagnósticas de tipo rígido usadas en el DSM IV, por un planteamiento de proceso de desajuste o crisis personal temporal, que permite activar a través de la terapia mecanismos orgánicos de autosanación, se aviene con un planteamiento humanista, sistémico y ecológico.

En el tratamiento de personas que presentan estados de desajuste psicológico, sufrimiento y disminución de su calidad de vida, se privilegia eliminar la uniterapia, y el abuso de psicofármacos que generan efectos secundarios, adicción, y un deficiente estado de alerta, reemplazándola por una combinación dinámica de diferentes terapias, que actúan en diferentes niveles del ser, y desde capas más superficiales a más profundas, provocando un flujo o movimiento energético y sanador, despertando potenciales, habilidades y facultades personales, hasta llegar a desarrollar nuevos niveles de conciencia personal.

Se revaloriza el uso del estado de trance, para realizar sanaciones rápidas en la linea de tiempo del pasado, especialmente de situaciones de trauma de infancia en esta vida y/o trauma por muerte temprana de tipo violento en otra(s) vidas.

Considero fundamental que los psicoterapeutas del tercer milenio, tengan una actitud de apertura frente a sí mismos y frente a nuevas terapias que vayan apareciendo, de modo de sanarse y enriquecerse como personas, pudiendo otorgar a sus clientes formas más eficientes y rápidas de recuperar la salud psicológica y con ello mejorar y mantener un buen estado de salud física, conexión con el cuerpo, autoprotección y cuidado, pudiendo además crecer como personas, comprendiendo además su dimensión espiritual y trascendente.

Autora texto : Esther Morales León

Licenciada en Psicología

Pontificia Universidad Católica de Chile.

www.emorales.relacionarse.com

Santiago de Chile, Abril de 2006.


comparte esta página en: